miércoles, 24 de diciembre de 2014

Feliz Año Nuevo.

Entró el invierno un poco retrasado y suave,
las plantas se adormecen en esta estación
para resurgir con fuerza en primavera,
brillar en verano y dejar su semilla en el otoño.
Después de haber sembrado tanto cariño,
que este año recojáis una buena cosecha de amores.
¡Ahí va el mio!

María Teresa, Khalid, Pablo e Isis.

sábado, 8 de noviembre de 2014

Ayer


Ayer

Esto es un cuento cordobés para una compañera de penas y fatigas a quién aprecio.
Se llama Loli Toledano y coincidimos en la Fuensanta.
Ambas compartimos un raro don, el de la Fantasía.

Hoy llueve a cántaros, como ayer...
Cuando salimos de la casa en la mañana no había ni una sola nube, en cambio en la hora del recreo, justo cuando sonó la campana, Sor Adelina se puso ofuscada delante de la gran puerta de la clase.
¡Que nadie salga!- Exclamó.
Pero ya el torbellino que genera la campana era imparable, todas las niñas corrían en estampida en dirección al patio del recreo. Conchita, Amelia, Ana María, Mercedes, Esperanza, Inmaculada y Loli, las 7 magníficas, rodearon a la Hermana que vio venir a la tromba de infantas pero no reaccionó a tiempo, cayó al suelo apoyando malamente la muñeca, con tal de no aplastar a las pequeñas que también cayeron con ellas. No hubo heridos, pero esa clase se quedó sin recreo una semana, además cada una hubo de copiar 100 veces con buena letra: “Esas cosas no se hacen”.
Pasó la semana lenta y pesada, el otoño de 1965 en Córdoba era plomizo, gris, desabrido y oscuro como ningún otro.
-¡España limita al Norte con el mar Cantábrico y los montes Pirineos que nos separan de Francia!... La cantinela de las acompasadas voces blancas recitando la lección de geografía de la Enciclopedia Álvarez, preparatorio del Ingreso al Bachiller Elemental, el examen en mayo del siguiente año, era muy difícil, sólo admitían 3 faltas de ortografía en el dictado, incluyendo las tildes, los ríos, las montañas, los valles de toda España, había que estudiar mucho, memorizar nombres de todos los accidentes geográficos. Sólo había una oportunidad al año para hacer ese examen.
La historia era peor:
  • ¡Viriato era un pastor lusitano que juró odio eterno a los romanos Además de nombres había que aprender fechas:
  • ¡1212 Batalla de las Navas de Tolosa!
  • ¡1492 Descubrimiento de América! ¿Cómo la descubrieron? ¿Cómo viajaban en esa época?
Esa fecha le sonaba a más, pero no podía recordar. ¿Qué otra cosa ocurrió en esa fecha?
Loli era curiosa y preguntaba hasta la extenuación, sus compañeras también se contagiaban con las inquisiciones que comenzaba ella y no paraban hasta dar con la respuesta.
¡Ya! La conquista de Granada, la expulsión de los moriscos y los judíos.
Pero...
-Ya estamos con los peros, le respondía su hermano, ¿no será una manzana?, bromeaba.
-La cuestión era entre Granada y Córdoba, ¿Cuál era más importante?
Su orgullo patrio le decía que Córdoba, pero Granada aparecía la última.

Las 7 magníficas jugaban en el patio, hoy no había ningún castigo, se sabían la lección, Loli había estudiado hasta muy tarde a escondida de sus padres, al regresar al aula confortada por el calor de la estufa se durmió y soñó... 

Cerremos los ojos y empecemos un viaje en el tiempo, 11 siglos atrás, hacia la época en que Andalucía se llamaba Córdoba y sus fronteras llegaban más allá de Toledo, León y Cataluña, viajemos al calor de esta noche llena de sentimientos, sintamos el Califato de Córdoba en sus últimos años de esplendor, cuando Medina Azahara, la Ciudad Real Cordobesa, aún brillaba más que Bagdad, la capital del mundo...
Una noche sin luna, del otoño del año 994, de la era cristiana, 371 de la Égira musulmana, en el palacio de Medina Azahara, nace una princesa, le ponen por nombre Wallada Bint al Mustafki, hija única del Califa Omeya Mohamed III y una esclava cristiana de singular belleza y refinamiento llamada Amina.
Los astrónomos, al hacer su carta astral a petición de su padre, pues era costumbre hacerla sólo al príncipe heredero varón, anunciaron cambios importantes, el inicio de una nueva era de mayor conocimiento, de renacimiento de la poesía, de refinamiento de la cultura, de auge de las matemáticas, anunciaron una vida llena de arte, de poderío y de Amor con mayúsculas.
Parece ser que tres hadas se reunieron en torno a su cuna:
  • La de la belleza, era pelirroja y de ojos azules, alta y esbelta.
  • La del Arte, dominaba el lenguaje y el canto.
  • La de la Pasión, amó y fue idolatrada.
Una espectacular lluvia de estrellas iluminó el cielo Cordobés la noche de su nacimiento.
Esta princesa hereda de su padre una gran fortuna y de su madre un gran deseo de independencia. A la edad de 17 años queda huérfana y un gran vacío de poder reina por el Califato. Su fama es ya notoria, participaba en las tertulias literarias con los más reconocidos poetas de la época, su fuerte carácter también se reconocía, no llevaba velo y vestía a la moda de Bagdad, sus vestidos llevaban cosidos a sus hombros dos leyendas a modo de lemas personales que la definían, en el hombro izquierdo decía:
.- Por Alá, que merezco cualquier grandeza y sigo orgullosa mi camino.” Y en el lado derecho decía:
.-“Doy gustosa mi mejilla a mi enamorado y doy mis besos a quien los quiera.”
El pueblo llano a escondidas lanzaba canciones burlonas sobre su singular princesa, a quién envidiaban su independencia y su gracia.
Abrió un salón literario en su casa cordobesa, allí enseñaba a las hijas de los nobles a leer, escribir, recitar, nociones de astronomía y álgebra y a las esclavas el arte de recitar y el canto.
Por las tardes recibía a los poetas y organizaba torneos literarios, con el tiempo, los cronistas de la época definirían al patio central de su casa como patio de carreras para los caballos de la poesía y de la prosa. Ese patio cordobés con fuente cantarina en el centro, surcado de pequeñas acequias que regaban los naranjos y los arriates al borde de sus columnas marmóreas, perfumadas de arrayán, hierbabuena y jazmines, con todas las flores de la estación pertinente, sus bancos de piedra forrados de mullidos almohadones bordados en seda, en las estancias, biombos de madera, celosías geométricas que dejaban pasar la luz convirtiéndola en estrellas, candiles de aceites perfumados, para las azules tardes del invierno.
Fue en ese salón donde una tarde conoció a Ibn Zaydun, joven poeta, de familia noble con gran influencia política e intelectual, muy atractivo. Cruzaron sus miradas y nació una pasión tan grande que marcaría sus vidas.
Ibn Zaydun no pensaba más que en volver a visitar esa maravillosa casa, se hizo asiduo, Wallada por su parte no esperaba a otra persona que su amado, se la veía distraída y ajena a todo hasta la llegada de él.
Pero debían guardar silencio, es por eso que nos dejaron sus versos cruzados, primero de amor, luego de...
Luego lo contaremos.
Ibn Zaydun la describe así:
Aquella muchacha de ojos bellos,
De fragancia deliciosa,
De aliento perfumado, de aroma penetrante,
Me tendió su fina mano, y comprendí
Que era hermosa mujer de mirada seductora.
Por su talle corre fresca sabia juvenil;
Ungida está de almizcle por su muy clara virtud.
Cuando me ofrece jazmines en la palma de su mano
Recojo estrellas brillantes de la mano de la luna.
Tiene carácter dulce,
talle perfecto
y una gracia como el aroma
o la euforia del vino.
Me ofrece solaz su charla
Tan deleitosa
Como la unión amorosa
Lograda tras la ausencia.”

Wallada, a su vez, escribía estos versos dedicados a Ibn Zaydun:
Espera mi visita cuando apunta la oscuridad
pues opino que la noche es más encubridora de los secretos.
Tengo algo contigo que si coincidiera con el sol
este no brillaría
Y si con la luna, esta no saldría
Y si con las estrellas, estas no caminarían.”
Ibn Zaydun por su parte le contestaba:
Tu amor me ha hecho célebre
entre la gente
por ti se preocupa mi corazón y
pensamiento,
cuando tú te ausentas
nadie puede consolarme y
cuando llegas todo el mundo está presente.”
Y también le decía:
Si he perdido el placer de verte,
me contentaré oyendo hablar de ti.
Si el guardián se descuida,
Me contentaré con un breve saludo.
Temo que los censores sospechen, pero
¿Hay plazo en el amor?”
La princesa necesitaba su presencia cada vez más y en uno de los viajes de negocios del amado, lo extrañó tanto que escribió:
¿Acaso hay para nosotros,
después de esta separación, una salida;
puede quejarse cada uno de nosotros
de lo que ha sufrido?
Pernoctaba yo en los tiempos
de nuestras visitas mutuas durante el invierno
sobre las brazas crepitantes por la pasión.
¿Cómo, pues, estando en la situación de este abandono,
ha apresurado el destino lo que yo temía?
Giran las noches y no veo el fin
de nuestro distanciamiento,
ni la paciencia me libra
de la esclavitud de mi anhelo.
Riegue dios la tierra donde estés
con toda clase de lluvias copiosas.”
Ibn Zaydun, por su parte, le contestaba:
Cuando tú te uniste a mí
como se une el amor al corazón,
y te fundiste conmigo
como el alma se funde con el cuerpo,
enfureció a los detractores
el lugar que yo ocupaba en ti:
en el corazón de todo rival
arde la llama de la envidia.”
Y es cierto que el triunfo en el corazón de la amada y la belleza de ambos, despertó la envidia de los que los rodeaban, la luna no supo protegerlos, se descuidó y parece que fue el Visir del débil Califa que reinaba entonces, un rico hombre de negocios llamado Ibn Abdus quién convenció a la esclava de la princesa, una belleza de ébano, para seducir a Ibn Zaydun y así romperle el corazón a Wallada. Lo consiguió,su amor derivó en odio, estas son sus palabras, llamando a su esclava Júpiter, por ser este el planeta más oscuro.
Si hubieses hecho justicia
al amor que hay entre nosotros
no hubieses amado ni preferido a mi esclava
ni hubieses abandonado la belleza de la rama
cargada de frutos
ni te hubieses inclinado hacia la rama estéril
siendo así que tu sabes que yo soy
la luna llena en el cielo,
sin embargo, te has enamorado,
por mi desgracia, de Júpiter”

Ibn Zaydun se dio cuenta tarde de su torpeza,se arrepintió al instante de su deslealtad para su princesa, rogó, suplicó su perdón
y escribió:
Desde que estas lejos de mí,
el deseo de verte consume mi corazón
y me hace lanzar torrentes de lágrimas
mis días son ahora negros y
antes, gracias a ti, mis noches eran blancas.”
Pura Piedra
Cuando te enteraste de lo mucho que te quiero
Y supiste el lugar que ocupas en mi corazón,
Y cómo me dejaba arrastrar por el amor, sumiso,
Yo, que a nadie más que a ti consentí que me arrastrara,
Te alegraste de que el sufrimiento cubriera mi cuerpo
Y de que el insomnio pintara de negro mis párpados.
Pasa tus miradas por las líneas de mis cartas
Y verás mis lágrimas mezcladas con la tinta.
Cariño mío: mi corazón se deshace
De quejarse tanto a un corazón de pura piedra.”
Todo Córdoba se hizo eco de aquel desencuentro,el orgullo y la fama de esta gran dama se vio enormemente dañado, la luna salió roja, luna de sangre, nada bueno anunciaba.
Su corazón despechado, pidió ayuda al Visir, el cual siempre deseó a Wallada, y como era poderoso, enemigo político y no tan apuesto como este joven, consiguió meterlo en la cárcel.
Mientras el Califato se partía en mil pedazos, se habían formado los pequeños Reinos de Taifas, Medina Azahara se derrumbaba a la par del Califato, en cambio la Poesía, las artes y las ciencias avanzaban a pasos de gigantes.
Es en estos años cuando aparece en el monasterio de Yuso, en la Rioja, el primer documento escrito en lengua castellana (Nacía el castellano)
Ya no tenía nada que hacer Ibn Zaydun en Córdoba, logró salir de su celda y marchó a Sevilla, un pequeño reinado cuyo rey era también poeta, Almutamid, este lo acogió bajo su protección, y desde Sevilla, le llegaban las estrofas que Wallada, recurriendo al lenguaje vulgar que provoca el orgullo herido le dedicaba.
También llegó a sus oídos que aceptó los requiebros del visir, le dedicó esta sátira:
¡Oh que noble es Wallada!
Un buen tesoro para quien busca ahorrar
Pensando en las necesidades del futuro.
¡Ojalá distinguiese entre un albéitar y un perfumista!
Me han dicho que Abu Abdús la visita y
Me han contestado: a veces la mariposa busca el fuego.”
Albéitar significa veterinario.
La respuesta vino rápido,con un lenguaje poco refinado inusual en la princesa le respondió.
Poema de los seis insultos
Tienes por apodo el hexágono
y es un calificativo que no abandonarás mientras vivas.
Pues eres, sodomita, degenerado, adúltero, cabrón, cornudo y ladrón.”
Ibn Zaydun, a pesar de sus virtudes,
Maldice de mí injustamente y no tengo culpa alguna;
Me mira de reojo, cuando me acerco a él,
Como si fuese a castrar a su ´Alí.”
Ambos continuaron su vida, Zaydún en Sevilla, logró recuperar su fama y su fortuna. Wallada viajando por los reinos de Taifas, dicen que perdió su fortuna y volvió con Ibn Abdús, aunque sin casarse con él. 
Pero nunca más amaron, ni fueron felices, ni comieron perdices,
sólo sobrevivieron a una gran pasión que dio sentido a su historia.
Dicen los cronistas que Ibn Zaydun murió en Sevilla en el año1070.
Wallada le sobrevivió,,fue en el 26 de marzo 1091, el mismo día que los Almorávides entraron a Córdoba.
Su amor, en cambio, nunca morirá, sigue aquí con nosotros esta noche sin luna,una hermosa princesa y un apuesto galán, ambos andaluces, ambos poetas, escuchad la brisa, todo esto ocurrió
Ayer
(En este momento es obligatorio que veas y escuches este vídeo)


María Teresa Cobos Urbano y Khalid Hacini El Amrani.

BIBLIOGRAFIA
Cronistas que escribieron sobre Wallada:
Ibn Baskuwal, Ibn Said e Ibn Bassam
-TERESA GARULO, Diwan de las poetisas de al-Andalus, Ediciones Hiparión, Madrid 1985
-LOPEZ DE LA PLAZA, Al-Andalus: Mujeres, Sociedad y Religión. Malaga, 1992
-SOBH, Poetisas Arabigo-andaluzas, Granada 1994


lunes, 13 de octubre de 2014

Japón en Álora.

Cuando vi este anuncio colgado en un tablón de la Plaza Baja de la Despedía, el día de la Sopa Perota, mientras hacíamos cola para conseguir una, el primer pensamiento que me vino a la cabeza fue una frase que oí en una película: “ El buen vendedor es capaz de vender una barra de hielo a un esquimal”. Y me dio risa...
Aquí en Álora tenemos una cultura flamenca superior, de aquí han salido buenos cantaores, cantaoras, bailaores, bailaoras y guitarristas de renombre, nos preciamos de ser la cuna de la Malagueña y aunque nuestra Peña anda un poco sola últimamente, no es por falta de artistas ni de afición.
Japón es un país remoto, una isla en el corazón de Asia, una cultura ancestral del Oriente lejano y el color celeste de la lontananza, una gran desconocida.
El viernes, en la inauguración de la exposición de nuestro pintor local japonés Shinji Naganawa, y digo nuestro porque lleva aquí más de 30 años participando en muchas actividades culturales, escuché tocar a un guitarrista flamenco Mamoru Kubo y me dejó impresionada su técnica.
Pero fue ayer sábado en el Teatro Cervantes cuando llegamos a la sorpresa total.
Se levantó el telón, a media luz pudimos reconocer un tablao oscuro con seis sillas sevillanas, tres hombres y tres mujeres vestidos de negro, ellas de faralaes a la izquierda, ellos a la derecha dos guitarras flamencas, una más que el viernes, que fue solista en una de las interpretaciones intercalando estrofas clásicas al más puro estilo andaluz y un cantaor en el centro, el único no japonés. 
 
Empezó a sonar una guitarra con un sonido limpio y arrogante, la otra le acompañaba, luego las bailaoras, una por una y todas a la vez, palmas y taconeos, dándole calor con su duende al espacio, después Dolores al cante y baile con maestría, ella es de Álora, esposa de Shinji.

Poco a poco el oscuro principio fue llenándose de colores, las batas negras se iban transformando en grandes lunares de tonos alegres,

pasando a naranja bata de cola, llenando de alegría junto con los magistrales acordes de las acompasadas guitarras y la voz rasgada de Juanillorro, melosa de Dolores, para acabar en blanco y totalmente iluminado el escenario. 


La gente en pie, todo el público aunado en un aplauso y ya no era Japón ni japoneses, era flamenco puro al más clásico de los estilos.
Era un gran espectáculo, vibrante, brillante, luminoso y emocionante.
Gracias Shinji por darnos a conocer esta faceta flamenca de tu país “El Imperio del Sol Naciente”.
María Teresa Cobos Urbano. Derechos reservados.

jueves, 9 de octubre de 2014

Tercera luna de sangre,

El día 8 de octubre de este año tuvo lugar un eclipse lunar no visible desde nuestro país, ya que en la hora a la que se produjo era de día aquí, pero no por ello menos hermoso, pudimos contemplarla a través de los medios de comunicación. Después del eclipse nuestro satélite llamado antiguamente Selene, cuando tenía categoría de diosa, se tiñe de rojo por efecto de la sombra de la Tierra.
Este fenómeno llamado luna de sangre, siempre ha sido considerado por los Astrólogos, predictivo de catástrofes. En esta ocasión es la tercera vez que la luna se viste de rojo, la primera en octubre de 2013, la segunda en abril de este mismo año y la cuarta será en abril del año que viene.
Esta periodicidad en que aparece, cada seis meses y coincidiendo con fiestas religiosas judías, hacen que circulen por ahí profecías que apuntan al fin del mundo, avisos de un Dios que no tiene teléfono móvil.
Nosotros admiramos su belleza y la repetición del fenómeno nos agrada porque así prestamos más atención al siguiente.
Ya sabéis, en abril del 2015 ¡miremos al cielo!.

sábado, 4 de octubre de 2014

El nombre que ahora llevo.

Decidir el nombre de un hijo es ardua tarea para la madre que lo siente en su vientre desde el primer momento, para el padre que en nuestra sociedad es el encargado de perpetuar su apellido, para los hermanos que temen que le escojan un nombre mejor que el que llevan ellos y así asoman los primeros recelos fraternales, para los abuelos maternos que exigen nominarlos como ellos, ya que sus apellidos desaparecen en la siguiente generación, para los abuelos paternos, que se empeñan en revivir con nombres a sus progenitores y para los padrinos, madrinas, tíos, primos, amigos y vecinos que se sienten honrados cuando se les impone su nombre al recién nacido.
Algunas veces es el día en que nace, el santo patrón, el santoral, el que decide solo.
Casi nunca decide la cara del bebé, a quién se parece, etc... porque generalmente está pensado de antemano.
El caso más cruel para el bebé, teniendo en cuenta que un nombre debe llevarse toda la vida, es aquel en que nace con los dos sexos, son pocos, pero son y la ley te obliga a decidir inmediatamente si es niño o niña, sin saber por cual se va a decantar su evolución. Un cambio de nombre a “posteriori” es un gran problema legal y psicológico de falta de identidad. El pueblo alemán este año ha admitido el tercer género, aquí en España, parece que no queremos reconocer esta realidad legalmente.

Mis padres, ambos católicos y muy creyentes, estaban convencidos de que el santo tocayo protegía al bebé durante toda la vida, eran devotos de Santa Teresita de Lysieux una joven monja que veneró la infancia de Cristo, de ahí su diminutivo, la nombraron Doctora de la Iglesia y protectora de las misiones. En una ocasión mi madre prometió llamar Teresita a la primera de sus hijas, luego lo olvidó.
Pasó el tiempo mis padres se casaron, algo comentó a mi padre de esta promesa, pero volvieron a olvidarla...
Nació la primera niña y le pusieron María Ángeles como mi abuela materna, la segunda Elvira, como mi tía paterna, luego un niño que se llamó José como mi padre, luego el cuarto hermano y la tercera niña se llamó Concepción, como mi tía materna, la cuarta niña y quinta en lugar de nacimiento se llamó Agustina, como mi madre. Todas nacieron en casa de mi abuela, asistidas por la partera.
Yo llegué tres años y medio más tarde, la quinta niña, la sexta de los hijos. Mis padres querían que fuera nerjeña y esperaron allí, pero vine mal, muy grande y de nalgas, tuvieron que trasladarla a Málaga, en Nerja no había ni siquiera ambulatorio.
Así pues nací en el Hospital Civil, a los tres días de llegar allí mi madre en precario estado de salud, tan delicada estaba, que mi madrina muchísimo tiempo después me confesó que no se acordaba si me bautizaron allí mismo de urgencia, en la Victoria que es el barrio de mi abuela materna o en Nerja donde habrían querido que naciera, en cambio mi nombre recordaba muy bien de dónde venía. Tan mal fue el parto que todos recordaron su antigua promesa:
“A mi primera hija le pondré Teresita del Niño Jesús.”
Hoy he releído la biografía de esta Santa y he hallado dos coincidencias: fue la quinta hija y perdió a su madre de pequeña, a la que adoraba.
María Teresa Cobos Urbano 1-10-14. Derechos reservados.

domingo, 17 de agosto de 2014

domingo, 10 de agosto de 2014

La Canción de Áyobe

Canción para ÁYOBE

Áyobe, me gusta tu nombre
Áyobe tiene gusto a sal
Áyobe con solo dos meses
Áyobe vienes para acá.

Bendigo a este niño
Pues se que traerá
Grandes esperanzas
Y calor de hogar

Áyobe tus ojos tan grandes
Áyobe lejos miran ya
Áyobe mil brazos te esperan
Áyobe te van a arropar

Las hadas alegres
Del aire y del mar
Festejan al niño
que amor vino a dar.

Mª Teresa Cobos Urbano.

jueves, 31 de julio de 2014

Final del Proyecto.

Ciclo del Agua y energía


Nombre del proyecto: Ciclo de agua y energia
Centro (donde se desarrolla la experiencia): CEIP Manuel Fernandez
Localidad y provincia: Churriana (Málaga)
Nombre del docente que coordina el proyecto: María Teresa Cobos Urbano
Estudiantes a los que va dirigido (nivel(es)/curso(s)): Educación Primaria Segundo y Tercer ciclo. 3º 4º 5º y 6º.
Número de estudiantes: 18

sábado, 21 de junio de 2014

Había un país llamado Atramentum

Y este era el Ciudadano más pequeño y más querido de ese país. Ayer, último día de primavera volvió a su país Atra, donde nos espera junto a Nofret, Jimul y Ramadar. Aquí os dejo su lluvia de primavera:

Tal vez nos lluevan mil primaveras
Puede que se muera alguna vez
este tiempo a destiempo,
y puede que se canse la tormenta
de embarrarnos los días, cada día,
y tal vez nos lluevan mil primaveras
en el lugar donde vive la vida,
y se queden en silencio todas
las ausencias que gritan desde la soledad.

Porque en este mundo del “sí”,
siempre existirá la palabra; “no”,
pero puede que se mueran los abismos,
y puede que volvamos a ser los mismos
que nunca quisimos dejar de ser,
y así, tal vez, puede que nos crezcan
las ilusiones dentro del espacio
que separa una piel de otra piel,
y que se aburra el aburrimiento
en todos los rincones del universo,
y que comience a contarse ese cuento
que comenzó con un: para siempre y jamás.
Pokito Pokit

lunes, 16 de junio de 2014

Las Alas

Música Khalid Hacini El Amrani, Letra María Teresa Cobos Urbano. Título del poema Canción para Khalid
.Las Alas que lleva el viento en su contra

Amor en Granada.


 Música Khalid Hacini, letra María Teresa Cobos Urbano.
Amor en Granada

viernes, 13 de junio de 2014

Luna de miel

Y es que al brillo y belleza de esta Luna llena de junio -que también recibe el nombre de "Luna de miel", "Luna rosa" o "Luna de fresa"- se le suman otras coincidencias que la hacen aún más interesante.
Los expertos explican que el fenómeno, aunque de poco valor astronómico, se debe a que la fase de luna llena este mes coincide con su perigeo, es decir que está en el punto de su órbita más cercano a la Tierra.
Luna llena en un pueblo sueco
Esta luna llena, que elige la Nasa para explicar el fenómeno, fue fotografiada en el pueblo sueco de Marieby.
Por eso el efecto de inusual grandeza del satélite al asomar por el horizonte, tal como señala la NASA junto a la foto astronómica del día que eligió para explicar el evento.
También coincide con el solsticio de verano en el hemisferio norte —cuando el sol alcanza su punto más alto en el cielo—y allí está la polución atmosférica para aportar lo suyo al color dorado de la Luna.
Pero el dato quizás más interesante para lobizones y otras criaturas temibles, es que esta vez coincide con un viernes 13, un día popularmente asociado con la mala suerte y otras amenazas sobrenaturales.
Según el el sitio astronómico Universe Today, que se tomó el trabajo de hacer el cálculo en el calendario, la próxima vez que la Luna llena de junio ocurra en un viernes 13 será en 2098.http://www.bbc.co.uk/mundo/noticias/2014/06/140613_ciencia_luna_de_miel_np.shtml?ocid=socialflow_facebook

¡Seguimos adelante!

domingo, 8 de junio de 2014

La parida de la bruja.

En mi cole, la semana cultural del libro giró por entero alrededor del mago de Oz, se vistieron sus pasillos de la Ciudad Esmeralda y sus personajes salieron de la biblioteca para finalmente instalarse en la puerta de entrada principal, una gran cancela de cristal con rejas de metal pintada de verde.
Los personajes "Buenos"están agrupados al mismo lado: Dorotea, el hombre de hojalata sin corazón, el león cobarde, el espantapájaros descerebrado...
Y al otro lado, sola, esta hermosa bruja del Oeste, verde de cara, de grandes rasgos, dientes enormes, nariz aguileña con alguna que otra verruga, ojos saltones sanguinolentos, traje negro con luminosas estrellas y falda larga que le cubren los pies.

Todos, peques y mayores, nos hemos acostumbrado a su presencia, la pobre está tan sola, medio escondida en frente de los otros tan amigos, que ya no la miramos con recelo, al contrario, le damos los buenos días como a una compañera más, cosa que ella agradece pues su verde sonrisa es cada vez más ancha. Desde el 23 de abril nos acompaña.

El lunes por la tarde, 2 de junio, nos enteramos con estupor de la abdicación del Rey, empezaron a circular los wassap con ironías y bromas sobre este suceso que nos sobrecogió a todos, en menos de dos años dimite nuestro Papa y abdica nuestro Rey, parece que hay que digerir la noticia poco a poco, calmar nuestra inquietud por los cambios que se avecinan con bromas y chistes.
Pues bien, dos días más tarde en la hora del recreo, un revuelo recorre todo el Colegio : ¡La bruja ha parido!
Tres hermosos gatitos negros anidaban bajo las faldas de la antes temida Bruja del Oeste y no hay rastro de ninguna mamá gata.
No hay ninguna duda ¡La Bruja ha parido!.
María Teresa Cobos Urbano.

miércoles, 4 de junio de 2014

Vieja Nerja

video
Y muchos más colegios...
En el X aniversario de nuestra boda.

domingo, 1 de junio de 2014

Viaje poético en el tiempo.

Salam Alicúm, la paz sea con vosotros, es el saludo árabe, la respuesta son las mismas palabras en orden inverso Alicúm Salam, con vosotros sea la paz, acompañadas del gesto de llevarse la mano al corazón, es decir, implicar profundamente al sentimiento, apelar a la poesía y dejar aflorarla.
La poesía siempre aflora, sobretodo en primavera en cada ciclo de la luna, es la magia de las cálidas noches primaverales de Andalucía, nos traen toda clase de historias importantes que han ocurrido a lo largo de los años, sólo hay que saber escucharlas.
Mi marido, Khalid Hacini, capaz de desmutizar al viejo laúd, nos va a abrir este camino hacia lo invisible.
Cerremos los ojos y empecemos un viaje en el tiempo, 11 siglos atrás, hacia la época en que Andalucía se llamaba Córdoba y sus fronteras llegaban más allá de Toledo, León y Cataluña, viajemos al calor de esta noche llena de sentimientos, sintamos el Califato de Córdoba en sus últimos años de esplendor, cuando Medina Azahara, la Ciudad Real Cordobesa, aún brillaba más que Bagdad, la capital del mundo...

Una noche sin luna, del otoño del año 994, de la era cristiana, 371 de la Égira musulmana, en el palacio de Medina Azahara, nace una princesa, le ponen por nombre Wallada Bint al Mustafki, hija única del Califa Omeya Mohamed III y una esclava cristiana de singular belleza y refinamiento llamada Amina.
Los astrónomos, al hacer su carta astral a petición de su padre, pues era costumbre hacerla sólo al príncipe heredero varón, anunciaron cambios importantes, el inicio de una nueva era de mayor conocimiento, de renacimiento de la poesía, de refinamiento de la cultura, de auge de las matemáticas, anunciaron una vida llena de arte, de poderío y de Amor con mayúsculas.
Parece ser que tres hadas se reunieron en torno a su cuna:
  • La de la belleza, era pelirroja y de ojos azules, alta y esbelta.
  • La del Arte, dominaba el lenguaje y el canto.
  • La de la Pasión, amó y fue idolatrada.
Una espectacular lluvia de estrellas iluminó el cielo Cordobés la noche de su nacimiento.
Esta princesa hereda de su padre una gran fortuna y de su madre un gran deseo de independencia. A la edad de 17 años queda huérfana y un gran vacío de poder reina por el Califato. Su fama es ya notoria, participaba en las tertulias literarias con los más reconocidos poetas de la época, su fuerte carácter también se reconocía, no llevaba velo y vestía a la moda de Bagdad, sus vestidos llevaban cosidos a sus hombros dos leyendas a modo de lemas personales que la definían, en el hombro izquierdo decía:
.- “Por Alá, que merezco cualquier grandeza y sigo orgullosa mi camino.” Y en el lado derecho decía:
.-“Doy gustosa mi mejilla a mi enamorado y doy mis besos a quien los quiera.”
El pueblo llano a escondidas lanzaba canciones burlonas sobre su singular princesa, a quién envidiaban su independencia y su gracia.

Abrió un salón literario en su casa cordobesa, allí enseñaba a las hijas de los nobles a leer, escribir, recitar, nociones de astronomía y álgebra y a las esclavas el arte de recitar y el canto.

Por las tardes recibía a los poetas y organizaba torneos literarios, con el tiempo, los cronistas de la época definirían al patio central de su casa como patio de carreras para los caballos de la poesía y de la prosa. Ese patio cordobés con fuente cantarina en el centro, surcado de pequeñas acequias que regaban los naranjos y los arriates al borde de sus columnas marmóreas, perfumadas de arrayán, hierbabuena y jazmines, con todas las flores de la estación pertinente, sus bancos de piedra forrados de mullidos almohadones bordados en seda, en las estancias, biombos de madera, celosías geométricas que dejaban pasar la luz convirtiéndola en estrellas, candiles de aceites perfumados, para las azules tardes del invierno.

Fue en ese salón donde una tarde conoció a Ibn Zaydun, joven poeta, de familia noble con gran influencia política e intelectual, muy atractivo. Cruzaron sus miradas y nació una pasión tan grande que marcaría sus vidas.
Ibn Zaydun no pensaba más que en volver a visitar esa maravillosa casa, se hizo asiduo, Wallada por su parte no esperaba a otra persona que su amado, se la veía distraída y ajena a todo hasta la llegada de él.
Pero debían guardar silencio, es por eso que nos dejaron sus versos cruzados, primero de amor, luego de...
Luego lo contaremos.

Ibn Zaydun la describe así:

Aquella muchacha de ojos bellos,
De fragancia deliciosa,
De aliento perfumado, de aroma penetrante,
Me tendió su fina mano, y comprendí
Que era hermosa mujer de mirada seductora.
Por su talle corre fresca sabia juvenil;
Ungida está de almizcle por su muy clara virtud.
Cuando me ofrece jazmines en la palma de su mano
Recojo estrellas brillantes de la mano de la luna.
Tiene carácter dulce,
talle perfecto
y una gracia como el aroma
o la euforia del vino.
Me ofrece solaz su charla
Tan deleitosa
Como la unión amorosa
Lograda tras la ausencia.”

Wallada, a su vez, escribía estos versos dedicados a Ibn Zaydun:

Espera mi visita cuando apunta la oscuridad
pues opino que la noche es más encubridora de los secretos.
Tengo algo contigo que si coincidiera con el sol
este no brillaría
Y si con la luna, esta no saldría
Y si con las estrellas, estas no caminarían.”

Ibn Zaydun por su parte le contestaba:

Tu amor me ha hecho célebre
entre la gente
por ti se preocupa mi corazón y
pensamiento,
cuando tú te ausentas
nadie puede consolarme y
cuando llegas todo el mundo está presente.”

Y también le decía:

Si he perdido el placer de verte,
me contentaré oyendo hablar de ti.
Si el guardián se descuida,
Me contentaré con un breve saludo.
Temo que los censores sospechen, pero
¿Hay plazo en el amor?”

La princesa necesitaba su presencia cada vez más y en uno de los viajes de negocios del amado, lo extrañó tanto que escribió:


¿Acaso hay para nosotros,
después de esta separación, una salida;
puede quejarse cada uno de nosotros
de lo que ha sufrido?
Pernoctaba yo en los tiempos
de nuestras visitas mutuas durante el invierno
sobre las brazas crepitantes por la pasión.
¿Cómo, pues, estando en la situación de este abandono,
ha apresurado el destino lo que yo temía?
Giran las noches y no veo el fin
de nuestro distanciamiento,
ni la paciencia me libra
de la esclavitud de mi anhelo.
Riegue dios la tierra donde estés
con toda clase de lluvias copiosas.”


Ibn Zaydun, por su parte, le contestaba:

Cuando tú te uniste a mí
como se une el amor al corazón,
y te fundiste conmigo
como el alma se funde con el cuerpo,
enfureció a los detractores
el lugar que yo ocupaba en ti:
en el corazón de todo rival
arde la llama de la envidia.”

Y es cierto que el triunfo en el corazón de la amada y la belleza de ambos, despertó la envidia de los que los rodeaban, la luna no supo protegerlos, se descuidó y parece que fue el Visir del débil Califa que reinaba entonces, un rico hombre de negocios llamado Ibn Abdus quién convenció a la esclava de la princesa, una belleza de ébano, para seducir a Ibn Zaydun y así romperle el corazón a Wallada. Lo consiguió,su amor derivó en odio, estas son sus palabras, llamando a su esclava Júpiter, por ser este el planeta más oscuro.

Si hubieses hecho justicia
al amor que hay entre nosotros
no hubieses amado ni preferido a mi esclava
ni hubieses abandonado la belleza de la rama
cargada de frutos
ni te hubieses inclinado hacia la rama estéril
siendo así que tu sabes que yo soy
la luna llena en el cielo,
sin embargo, te has enamorado,
por mi desgracia, de Júpiter”

Ibn Zaydun se dio cuenta tarde de su torpeza,se arrepintió al instante de su deslealtad para su princesa, rogó, suplicó su perdón
y escribió:

Desde que estas lejos de mí,
el deseo de verte consume mi corazón
y me hace lanzar torrentes de lágrimas
mis días son ahora negros y
antes, gracias a ti, mis noches eran blancas.”

Pura Piedra

Cuando te enteraste de lo mucho que te quiero
Y supiste el lugar que ocupas en mi corazón,
Y cómo me dejaba arrastrar por el amor, sumiso,
Yo, que a nadie más que a ti consentí que me arrastrara,
Te alegraste de que el sufrimiento cubriera mi cuerpo
Y de que el insomnio pintara de negro mis párpados.
Pasa tus miradas por las líneas de mis cartas
Y verás mis lágrimas mezcladas con la tinta.
Cariño mío: mi corazón se deshace
De quejarse tanto a un corazón de pura piedra.”

Todo Córdoba se hizo eco de aquel desencuentro,el orgullo y la fama de esta gran dama se vio enormemente dañado, la luna salió roja, luna de sangre, nada bueno anunciaba.
Su corazón despechado, pidió ayuda al Visir, el cual siempre deseó a Wallada, y como era poderoso, enemigo político y no tan apuesto como este joven, consiguió meterlo en la cárcel.
Mientras el Califato se partía en mil pedazos, se habían formado los pequeños Reinos de Taifas, Medina Azahara se derrumbaba a la par del Califato, en cambio la Poesía, las artes y las ciencias avanzaban a pasos de gigantes.
Es en estos años cuando aparece en el monasterio de Yuso, en la Rioja, el primer documento escrito en lengua castellana (Nacía el castellano)
Ya no tenía nada que hacer Ibn Zaydun en Córdoba, logró salir de su celda y marchó a Sevilla, un pequeño reinado cuyo rey era también poeta, Almutamid, este lo acogió bajo su protección, y desde Sevilla, le llegaban las estrofas que Wallada, recurriendo al lenguaje vulgar que provoca el orgullo herido le dedicaba.
También llegó a sus oídos que aceptó los requiebros del visir, le dedicó esta sátira:

¡Oh que noble es Wallada!
Un buen tesoro para quien busca ahorrar
Pensando en las necesidades del futuro.
¡Ojalá distinguiese entre un albéitar y un perfumista!
Me han dicho que Abu Abdús la visita y
Me han contestado: a veces la mariposa busca el fuego.”

Albéitar significa veterinario.
La respuesta vino rápido,con un lenguaje poco refinado inusual en la princesa le respondió.

Poema de los seis insultos

Tienes por apodo el hexágono
y es un calificativo que no abandonarás mientras vivas.
Pues eres, sodomita, degenerado, adúltero, cabrón, cornudo y ladrón.”

Ibn Zaydun, a pesar de sus virtudes,
Maldice de mí injustamente y no tengo culpa alguna;
Me mira de reojo, cuando me acerco a él,
Como si fuese a castrar a su ´Alí.”
Ambos continuaron su vida, Zaydún en Sevilla, logró recuperar su fama y su fortuna. Wallada viajando por los reinos de Taifas, dicen que perdió su fortuna y volvió con Ibn Abdús, aunque sin casarse con él. 
Pero nunca más amaron, ni fueron felices, ni comieron perdices, sólo sobrevivieron a una gran pasión que dio sentido a su historia.
Dicen los cronistas que Ibn Zaydun murió en Sevilla en el año1070.
Wallada le sobrevivió,,fue en el 26 de marzo 1091, el mismo día que los Almorávides entraron a Córdoba.
Su amor, en cambio, nunca morirá, sigue aquí con nosotros esta noche sin luna,una hermosa princesa y un apuesto galán, ambos andaluces, ambos poetas, escuchad la brisa, todo esto ocurrió AYER...
(Khalid canta Yesterday)
María Teresa Cobos Urbano y Khalid Hacini El Ambrani en su X aniversario.

BIBLIOGRAFIA
Cronistas que escribieron sobre Wallada:
Ibn Baskuwal, Ibn Said e Ibn Bassam
-TERESA GARULO, Diwan de las poetisas de al-Andalus, Ediciones Hiparión, Madrid 1985
-LOPEZ DE LA PLAZA, Al-Andalus: Mujeres, Sociedad y Religión. Malaga, 1992
-SOBH, Poetisas Arabigo-andaluzas, Granada 1994